-

En un contexto de caída generalizada del consumo con las ventas minoristas que registraron un descenso del 12% en febrero y acumulan en el primer bimestre del año un retroceso del 11% interanual, la mayoría de los rubros comerciales presentan promociones y ofertas que, para algunos, ya comenzaron a agotarse mientras que para otros son el único argumento que moviliza las ventas.

Los sectores con ofertas y promociones más visibles son los de los comercios de textiles y los ligados a la indumentaria, pero desde hace un tiempo también se incorporó el rubro de alimentos en las grandes superficies comerciales, así como también en estos días los electrodomésticos y los vehículos 0km.

Para Miguel Siufi, presidente de la Cámara de Comercio e Industria, 'la retracción en la demanda no cede y por más promociones que haya, en la medida que no haya capacidad de compra que es lo que está ocurriendo ya sea porque no hay capacidad de compra real o porque las expectativas no alientan a que esto ocurra, no hay ventas'.

Agregó que 'hay muchos negocios con distintos tipos de promociones que tienen que ver con plazos, precios y demás.
Pero vemos que no hay el impacto esperado de parte de la demanda, porque naturalmente esto obedece a que no hay dinero, no solo está el impacto que se busca con las promociones que tiene que ver con las ventajas que se ofrecen para adquirir un producto sino también con la posibilidad de pago y hoy el mercado se presenta muy recesivo'.

En este sentido, indicó que 'el aumento de precios produce un deterioro del salario real y esto es lo que está ocurriendo, a esto lo acompaña la pérdida de puestos de trabajo lo cual genera además del hecho social y económico de la pérdida de puestos, genera incertidumbre'.
Añadió que 'los anuncios que hay que la Renault suspendió a 1.500 personas, Arcor que es la única empresa multinacional que tenemos que perdió 1.100 millones de pesos, todo esto genera incertidumbre que más allá de dejarse tentar por los precios y promociones abre un gran interrogante respecto de qué nos espera'.

Para Víctor Zanota, gerente de Gemsa concesionaria de Chevrolet, 'algo se está moviendo con las promociones.
Lanzamos una que duró 4 días y logramos vender unos 8 autos lo que para la situación actual sirve para alcanzar los objetivos que nos pide la terminal pero no creo que sean sostenibles por largo tiempo'.

Por ejemplo, un Prisma Joy se vendió con un descuento de $144.000.

En estos días, varias cadenas de electrodomésticos lanzaron el Electro Fest con descuentos de hasta 50% y 24 mese de plazo.
Anoche, Fernando La Loggia, gerente de una de las firmas participantes indicó que 'dentro de todo nos fue bien, algo se ha movido, pero la venta no deja de ser baja, se concentra en estos días, veremos cómo sigue la semana próxima'.

Fuente: El Liberal >> lea el artículo original